• Con esta decisión de inversión, Protección fortalece su compromiso con los criterios de inversión Ambientales, Sociales y de Gobierno Corporativo en pro de la sostenibilidad.
  • El Fondo Transition Readiness está diseñado para identificar las compañías que mejor se están preparando para afrontar los riesgos de transición que se derivan del cambio climático.
  • Cambio energético, regulación ambiental, innovación tecnológica y riesgos físicos son algunos de los pilares foco de esta inversión que realiza Protección a través de su Fondo de Pensiones Obligatorias.
  • La transformación hacia las inversiones sostenibles que viene implementando Protección desde hace varios años, beneficia a sus clientes y a las generaciones futuras.

Apalancada en su visión de sostenibilidad y con el propósito de transitar eficientemente hacia la inversión sostenible, Protección anuncia su participación en el Fondo Low Carbon Transition Readiness de Black Rock, que tiene como objetivo la descarbonización de portafolios e invierte en compañías que trabajan por reducir sus impactos en carbono, lo cual contribuirá al avance global en materia de cambio climático.

A través de esta inversión que realiza Protección desde el Fondo de Pensiones Obligatorias, la Compañía materializa su compromiso con la inversión sostenible, el cual propone aplicar en forma seria y rigurosa criterios ambientales, sociales y de gobierno corporativo (ESG) en los procesos de evaluación de las potenciales y actuales inversiones.  Específicamente, este el Fondo Low Carbon Transition Readiness busca la descarbonización de portafolios e invierte en compañías que trabajan por tener bajo carbono, en momentos en los que la comunidad global hace nuevos llamados para trabajar de forma articulada para reducir aceleradamente los impactos en materia de CO2.

 “En Protección buscamos contribuir a la sostenibilidad del planeta y gestionar los riesgos asociados al cambio climático, a la vez que generamos valor a nuestros clientes. Somos conscientes de la responsabilidad que tenemos como gestores de inversiones, por eso nuestra participación en el Fondo Low Carbon Transition Readiness cobra tanta relevancia, pues es un elemento transversal y de gran importancia estratégica para la construcción de futuros posibles” puntualizó Juan David Correa, Presidente de Protección.

La transición energética es fundamental para el crecimiento de todas las empresas, es ahí donde demuestran su capacidad de adaptarse, innovar y orientar sus estrategias hacia una economía baja en carbono. Justamente, basándose en investigaciones, data y analítica sobre combustibles fósiles, tecnología limpia, gestión de la energía, gestión de residuos y gestión del agua; BlackRock como gestor de esta inversión, ha diseñado esté fondo especializado en identificar las compañías que mejor se están preparando para afrontar los riesgos de transición que se derivan del cambio climático. Bajo esta premisa, el Fondo Low Carbon Transition Readiness invierte en compañías que están enfocadas en la mitigación de dichos riesgos y que se preparan para tener un mejor impacto en el largo plazo.

“La sostenibilidad es nuestro marco de actuación, en la medida que articulamos en cada una de nuestras decisiones los impactos ambientales, sociales y económicos para el bienestar actual y de las futuras generaciones y hacemos inversiones que posibilitan el cumplimiento de los proyectos de los clientes que nos han confiado sus recursos” puntualizó Correa.

Durante los últimos años Protección ha dado pasos importantes para su transformación hacía la inversión sostenible. A finales de 2019 se adhirió a los Principios de Inversión Responsable (PRI por sus siglas en inglés) y en 2020 inició un proceso de recomposición de sus portafolios voluntarios Acciones Estados Unidos y Acciones Internacionales, en los que mejoró la calidad de los aspectos ambientales, sociales y de gobierno con una reducción significativa de la huella de carbón asociada a los mismos.