• La calificadora ubicó la perspectiva de la Compañía en estable, como resultado de “unos niveles saludables de liquidez”, de acuerdo con su reporte.
  • Cabe recordar que la calificación local de largo plazo de Fitch Ratings para Grupo SURA es “AAA”, la máxima posible para el mercado colombiano.

Medellín, 21 de julio de 2021. La agencia calificadora Fitch Ratings reportó ayer la revisión de la calificación internacional de largo plazo de Grupo SURA que pasó de “BBB-” a “BB+”. La calificadora ubicó la perspectiva de la Compañía en estable, lo cual refleja la fortaleza de su perfil crediticio para acceder con distintos instrumentos a los mercados internacionales, la diversificación de industrias y geografías en las fuentes de sus ingresos por dividendos, así como la estabilidad de la deuda neta en el corto plazo.

La decisión de Fitch Ratings atiende la revisión de la calidad crediticia promedio del portafolio de la Compañía y los efectos transitorios de la pandemia en el flujo de dividendos desde las inversiones en servicios financieros y afines, es decir, sus filiales Suramericana (seguros, tendencias y riesgos) y SURA Asset Management (pensiones, ahorro, inversión y gestión de activos), al igual que como principal accionista no controlante de Bancolombia (banca y servicios complementarios).

La Administración mantiene su foco en la gestión eficiente de flujo de caja. La Compañía cuenta con la liquidez requerida durante 2021 para atender sus obligaciones y continuar con el plan de reducción de deuda. De hecho en el primer trimestre amortizó COP 65,000 millones y el 18 de mayo pasado realizó el pago oportuno de USD 300 millones de un vencimiento de bonos internacionales, como se reportó al mercado”, informó la Compañía al mercado, mediante información relevante ante la Superintendencia Financiera, publicada este 20 de julio.

De acuerdo con el reporte de Fitch Ratings, esta decisión tiene en cuenta la reciente revisión de la calificación internacional de largo plazo de Bancolombia (BB+ con perspectiva estable). Esto es consecuencia de la disminución de la nota soberana de Colombia (a “BB+” desde “BBB-“) y su efecto en el banco líder del país y otras entidades financieras.

Cabe resaltar que el cambio de calificación corresponde a la escala internacional. La calificación local de largo plazo de Fitch Ratings es de “AAA”, con perspectiva estable, la máxima posible para el mercado colombiano, y la de corto plazo es “F1”, según el reporte divulgado a finales de febrero de 2021, cuya metodología tiene como techo soberano a Perú, con una calificación superior a Colombia.

Por último, Fitch Ratings ratificó la calificación “BBB-“ de SURA Asset Management (SURA AM), otorgada en febrero pasado, dado el peso limitado que tiene Colombia en los resultados consolidados de sus negocios como principal gestor privado de fondos de pensiones en América Latina.

Foto: Cortesía Fitch Ratings