La colocación accionaría de Grupo SURA, la más grande que ha realizado una empresa privada colombiana en el mercado está despertando mucho interés entre los inversionistas, debido a su potencial de valorización, luego de que se concrete la adquisición de los activos de la holandesa ING en América Latina. Además, el bajo monto al que se puede acceder ($5 millones) hace que sea un buen negocio hasta para un pequeño inversionista.